Faltó ética y rigor periodístico

0
182

El Juglar de la Red

Por Rafael Cano Franco

Luego de suspender su visita a los Estados Unidos, el presidente de México, Enrique Peña Nieto sostuvo una larga conversación por la vía telefónica con Donald Trump, fueron casi dos horas de ambos susurrarse al oído, pero nadie conoce bien a bien los temas tratados; por eso, cuando la periodista sonorense Dolia Estévez aseguró que en dicha plática el Mandatario Norteamericano habría dicho que enviaría tropas a nuestro país para perseguir a los “malosos” –bad hombres, los llamó— la noticia dio la vuelta al mundo.

La noticia tiene graves repercusiones porque implica una violación a la soberanía de México y deja ver a Peña Nieto entregado y débil ante un Jefe de Estado extranjero, por supuesto un “notición” como ese no puede ser ignorado y de inmediato fue retomada por otros medios de comunicación que le dieron difusión mundial.

La reportera Estévez Nenninger aseguró en la entrevista de radio que obtuvo la información de fuentes directamente ligadas a Donald Trump y de la Presidencia de la República de México, pero nada más.

El problema es que tanto “la Casa Blanca” como “Los Pinos” negaron totalmente ese comentario por parte de Donald Trump.

Este tipo de manejo informativo, que por sensacional es un bocado irresistible, muestra claramente la falta de manejo ético al no confirmar la información con al menos tres fuentes como lo marcan los estándares internacionales y deja en claro que la egolatría por ganar espacios lleva a la presentación de noticias sin antes aplicar el rigor periodístico necesario.
Lo que en un principio pareció ser una noticia de ocho columnas, que cimbró al país; al final de cuentas se convirtió en una falsedad que solamente perjudicó el prestigio y la credibilidad de los periodistas involucrados.

Creo que al menos en el espacio radiofónico de Sonora donde se manejó esa “primicia”, el cual tiene mucho prestigio y un gran auditorio que no espera se le engañe de esa manera, su conductor debe cribar mejor la información, al mismo tiempo que debe ser menos crédulo y más inquisidor en cuanto a la veracidad de la información y de las fuentes que le dan origen.

Menos protagonismo y más rigor periodístico, por respeto al auditorio y a su misma profesión.

Cuauhtémoc González y sus traumas

Un muy mal precedente sentaron ayer los miembros del STAUS cuando en una entrevista con el Secretario General, Javier Quintanar Gálvez se molestaron por las preguntas que les hacía la reportera Cristina Gómez Lima y como represalia empezaron a grabar las conversaciones de ella, en los chats de su teléfono.

La molestia derivó al cuestionar al líder del STAUS la falta de transparencia en esa organización sindical; eso derivó en la actitud gangsterial que encabezó Cuauhtémoc González, para seguir con una perorata en torno a la objetividad de los medios para los cual ella labora.

Cobardes como son, no querían identificarse cuando fueron sorprendidos en su acción de hampones de poca monta, alegando que a ellos no les habían solicitad entrevista alguna, pero fueron los propios miembros del STAUS los que descubrieron a Cuauhtémoc González, quien realiza labores de prensa en ese Sindicato, como el autor de invadir la privacidad de la periodista Gómez Lima.

El señor Cuauhtémoc González debe tener un gran trauma, pues a pesar de ser profesor en la escuela de Ciencias de la Comunicación, jamás ha destacado, más allá de ocupar algunos puestos burocráticos en la estructura de la Universidad de Sonora y debe ser doloroso para su egolatría ver como jóvenes que fueron alumnos de la Unison han trascendido y logrado mucho más que él.

También debe estar muy resentido con las autoridades universitarias actuales porque fue despedido de su cargo y ello lo llevó a sumarse a las patrañas sin sustento que viene manejando el STAUS.

Y bueno, con todos esos complejos a cuestas, no puede esperarse más de un pobre tipo como Cuauhtémoc González, quien en lugar de ayudar en las labores de prensa al STAUS, lo único que logra es ahuyentarle los medios y genera un ambiente de tensión y mala vibra que no necesita Javier Quintanar Gálvez.

Pero bueno, así son las mafias universitarias que se enquistan en los sindicatos como el STAUS que luego se sienten dueños de la verdad.

El Escudo Ciudadano y la masacre en “Las Minitas”.

Cuando el Secretario de Seguridad Pública, Adolfo García Morales anunció el programa “Escudo Ciudadano”, presentó un mapa delincuencial donde decía tener ubicadas e identificadas más de 280 lugares en Hermosillo donde se vendía droga y con bombo y platillo dijo que los iban a desmantelar.

Según los datos que proporcionó el mismo García Morales, alcanzaron a desmantelar unas 80 de esas tiendas de drogas, pero del resto ya no se supo más.

Salvó la información que tuvo cierta fluidez al principio de aplicarse ese programa, ya no se ha vuelto a saber nada de los resultados de “Escudo Ciudadano”, pero es evidente que las “narcotiendas” no se intimidaron y siguen operando sin mayores problemas.

El caso de la masacre en una de esas “narcotiendas” en la colonia “Las Minitas”, al surponiente de Hermosillo, es el mejor de los ejemplos. No se trata de un lugar que recién había iniciado operaciones, los vecinos dicen que tenía varios años operando y nunca fueron molestados por autoridad alguna.

Ignoro si ese lugar de venta de drogas estaba en el listado inicial de García Morales, lo que si se es que nunca fueron a desmantelarlo y era de todos conocido en ese sector su operación.
No se trata de un caso aislado, “las narcotiendas” siguen operando en diversos sectores de Hermosillo, como si supieran que las acciones iniciales de la Secretaría de Seguridad Pública fueran solamente temporales, para generar imagen, pero luego los iban a dejar seguir trabajando como si nada.

Casi estoy oyendo la excusa de García Morales: –“si la gente no denuncia esos lugares, nosotros no podemos hacer nada”. Pero si sin denuncia anunciaron que desmantelarían casi 300 “narcotiendas”, es evidente que ya las tenían ubicadas gracias a sus labores de “inteligencia”, sin embargo se quedaron en dar golpes mediáticos que en realizar un trabajo integral.

Otros Juglares:

–“El que una empresa de ese nivel –“México ¿Cómo Vamos?”– te de esa evaluación es algo complementario de que Sonora va por buen camino y que creo que los objetivos están muy claros; a pesar de lo que está sucediendo a nivel internacional, las fortalezas que se están dando extraordinarias como es el caso de la relación Sonora-Arizona, siguen siendo una realidad”.

Lo dijo el Secretario de Economía, Jorge Vidal Ahumada al ponderar la nota de que el crecimiento económico de Sonora es de 7.5 por ciento y la calificación positiva de 4 créditos bancarios del Estado, son resultados del trabajo de la gobernadora Claudia Pavlovich y su equipo que trabaja en la materia económica.

Gracias por su atención, hasta el lunes si Dios quiere. ¡¡Salud!!

Pd.- Nos puede escuchar por la señal de Radio Sonora (94.7 FM) de lunes a viernes, en horario de 13:00 a 15:00 horas, en la Segunda Emisión de Noticias.

Dejar respuesta