Por Daniel Sánchez Dórame

HERMOSILLO, 9 de Marzo.- Alrededor de diez vehículos oficiales incendiados, funcionarios golpeados y carreteras bloqueadas es el saldo de los violentos disturbios desatados por pescadores de Baja California y Sonora en el Alto Golfo de California, debido a la veda impuesta por autoridades federales al uso de redes de enmalle o agalleras para la captura de la curvina golfina, como medida de protección a la Vaquita Marina por la pesca ilegal de la totoaba, ambas especies en peligro de extinción.

La tarde del martes, decenas de inconformes iniciaron las manifestaciones luego que la Secretaría del Medio Ambiente y Recursos Naturales (SEMARNAT) impuso como requisito para salir a pescar, la entrega de un Manifiesto de Impacto Ambiental para mitigar las afectaciones a éstas especies protegidas.

Según los primeros reportes los pescadores y sus familias volcaron dos camionetas de la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (PROFEPA), después les prendieron fuego a varias lanchas y seis vehículos de Comisión Nacional de Acuacultura y Pesca (CONAPESCA) ; supuestamente los inconformes también golpearon al menos tres inspectores del Gobierno Federal y bloquearon la carretera costera del Golfo de Santa Clara, sin embargo, hasta el momento no existe ningún reporte oficial de los hechos.

Según los pescadores, la veda afecta a mil 300 familias que depende de está actividad para obtener ingresos por 13 millones 500 mil pesos en la temporada.

«Los pescadores y permisionarios responsables hemos tratado de acatar todas las disposiciones del gobierno aún cuando la respuesta de éste han sido tardías, para que nuestra captura de la curvina cumpla en lo posible con todo -la pesca de curvina es una de las más reguladas: tiene cuota, una NOM y una malla selectiva- y queremos seguir trabajando como la pesquería ordenada y responsable que somos», indicaron los afectados en un comunicado de prensa.

Durante el lunes y martes, una comitiva de pescadores visitó la Ciudad de México para reunirse con funcionarios del Gobierno Federal y negociar las condiciones para reanudar sus actividades, sin embargo, hasta el momento continúa la prohibición a la pesca e incluso a partir del mes de mayo la veda podría aplicarse de manera permanente de acuerdo a lo pactado por la administración del Presidente Enrique Peña Nieto, y el ex mandatario estadounidense Barack Obama.

Según estudios de autoridades y grupos ambientalistas solamente quedan 30 ejemplares de la Vaquita Marina, especie que fue abatida a la captura ilegal de la totoaba de la cual se extrae el buche natatorio para traficarse hacia el mercado asiático donde se consume como alimento afrodisíaco y está valuado hasta en 60 mil dólares por kilo, más caro que la cocaína.

La semana pasada, soldados del Ejército Mexicano y agentes de la Policía Estatal detuvieron a dos sospechosos en el retén militar de Estación Doctor en Cucapá, que transportaban 17 kilos de buches de totoaba, valuados en un millón 20 mil dólares.

Actualmente la región del Alto Golfo de Santa Clara está sitiada por agentes de la Gendarmería Nacional y la Policía Federal que resguardan la zona las evitar la violencia y que los pescadores reanuden la pesca ilegal.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here