El Juglar de la Red

Por Rafael Cano Franco

Ayer le comentaba que es muy difícil ser panista en estos tiempos, particularmente por aquello de que los escándalos los van arropando paulatinamente a todos; ningún panista que ocupe un cargo hoy, puede decirse ajeno a Guillermo Padrés y por tanto debe cargar con una parte de la culpa.

Eso lo saben los regidores en el Ayuntamiento de Hermosillo, quienes son muy buenos para criticar y cuestionar desde la comodidad de sus curules, pero a la hora de salir y enfrentar al ciudadano mejor se quedan callados y, como el avestruz, esconden la cabeza.

En la sesión de Cabildo del martes pasado, luego de que los ediles cuestionaron la prioridad de construir paradas de camiones, el alcalde Manuel Ignacio “El Maloro” Acosta los invitó a realizar un recorrido por esos lugares a fin de que escucharan las opiniones de los ciudadanos.

Se trataba de un ejercicio para escuchar el auténtico sentir ciudadano, para alejarse de las falsas campañas que se montan en las redes sociales y para pulsar el ánimo de quienes son los usuarios constantes del servicio del transporte público.

Hubo algunos, como Jesús Israel Moreno Durazo, que habían aceptado la invitación, otros guardaron mutis, el caso es que luego de consultar con su jefe Damián Zepeda, todos los ediles del PAN y hasta los de Movimiento Ciudadano, optaron mejor por quedarse en sus cubículos y simplemente no acudieron, les dio futifay –diría “El Atondo”—ante la simple posibilidad de que algunos ciudadanos les recriminaran lo malos que fueron para gobernar y el saqueo inmisericorde a los dineros públicos.

En muchas ocasiones he escuchado a Jesús Ramón Díaz Niebla, dirigente del PAN en Hermosillo, señalar que pretenden ser una oposición responsable y propositiva, pero no lo van a lograr si el miedo a ver el rostro del ciudadano y escuchar sus posibles reclamos, los aleja del pueblo.

Ayer era una excelente oportunidad que les dio “Maloro” Acosta para recoger el sentir del pueblo, cualquier crítica o comentario negativo a las paradas de camiones habría bastado para que tuvieran una justificación a su postura, pero además irían con el Presidente Municipal y los medios de comunicación de testigo.

Era el momento ideal para recabar argumentos que sustenten sus críticas.

No acudir deja mal sabor de boca, pero es indicativo de que los escándalos, los actos de corrupción y las relaciones con narcos, es una losa muy pesada para los ediles panistas, quienes no salen a dar la cara porque le temen a la reacción ciudadana.

Y ni siquiera pueden alegar no estar enterados, porque la invitación se les hizo de manera oficial, por escrito y está firmada de recibido en sus respectivos cubículos del Ayuntamiento de Hermosillo.

En el caso de los regidores de Movimiento Ciudadano, simplemente no lo hicieron porque de ciudadano solamente tienen el nombre y muy pocos saben de su existencia.

El adiós de Luis Alberto Medina

Empiezo por reconocer el trabajo periodístico que realiza Luis Alberto Medina en Proyecto Puente, es una propuesta diferente que en diversas ocasiones genera reacciones encontradas, no por la información que genera, más bien por el tratamiento que él suele darle y que en no pocas ocasiones pisa callos.

Pero no deja de ser una forma diferente de analizar una realidad y eso siempre sirve para enriquecer el entorno informativo.

Entiendo que el ejercicio periodístico que realiza tiene mucha variedad: información válida, protagonismo, egolatría, crítica con sustento, no pocos excesos, confrontación y crudeza para exponer y exhibir asuntos, justo eso es lo que le da valor a su trabajo y en cierto grado le ha funcionado.

Por ello lamento que el entorno informativo radial ya no lo tenga en las mañanas; se van a enfadar quienes hacen los trabajos de síntesis porque de alguna manera le ponía sal y pimienta, insisto, no pocas veces con algunos excesos que solamente servían para establecer su postura.

Que salga de Grupo Larsa no me sorprende, es sabido que todos quienes tenemos un micrófono prestado en algún momento lo vamos a regresar a su dueño, esa es una regla de oro.

Lo que me llama la atención es esa dicotomía con la cual se despide: por un lado habla de no querer guerra, pero sale echando cañonazos; dice que todo está bien y ondea la bandera blanca de la paz, pero al mismo tiempo se pinta el rostro para la pelea.

Y otro detalle, no sería mala idea que a esos empresarios del PRI del pasado, les pusiera nombre y rostro, se blindaría.

En serio que un gran auditorio, muchos políticos y en lo personal,  vamos a extrañarlo.

Tips cortitos pa´no enfadar:

1.- El diputado Emeterio Ochoa Bazúa, nos decía ayer que al menos en el Congreso del Estado desconocían la existencia de una investigación donde se vincula a su homólogo, Javier Dagnino, “El Master, con un capo del crimen organizado.

El Congreso de Sonora no tiene que ser notificado de investigación alguna, pero es no significa que todo se trate de una nota informativa como pretendió minimizar el tema.

También nos dijo que el nombramiento de Pedro Pablo Chirinos, como Fiscal para delitos electorales, se dio ante la situación de que cumplía con los requisitos que marcaba la convocatoria correspondiente y aceptó que su buen o mal trabajo será algo que deberá facturarse a esta legislatura.

Casi como aquella aceptación del pueblo judío cuando pedían la crucifixión de Jesús: –”Caiga su sangre sobre nuestras cabezas”.

2.- Si la inauguración del Festival Internacional del Pitic fue espectacular, el cierre del martes no quedó a deber y menos a la zaga, pues también fue de una gran convocatoria y con lleno espectacular, sobre todo en el Parque Madero con el concierto de Jesse&Joy.

Es posible que alguien me diga que soy un “Bárbaro del Norte”, pero más allá de algunos espectáculos, el cartel no fue de mi atracción, sin embargo eso no significa que hubiera público ansioso por degustar la cartelera que presentó el Instituto Municipal de Cultura y que se diera una gran asistencia a casi todos los eventos.

La señora Margarita Torres cumplió con el encargo, supo sacarle provecho al presupuesto que le dieron para organizar el festival y en todo caso le queda el año entrante para mejorar lo hecho este 2017.

Otros Juglares:

–“Destinar 24 millones de pesos para desarrollos de infraestructura urbana localizada a diez paradas de camiones es un gasto excesivo que urge auditarse y realizarse un dictamen de un evaluador acreditado”, lo dijo el coordinador de los regidores del PAN, César Rascón Muñoz, quien optó por seguir gritando desde lejos, en lugar de salir a la calle a preguntarle a la gente su opinión sobre las paradas de camiones.

Gracias por su atención, hasta el viernes si Dios quiere. ¡¡Salud!!

Pd.- Nos puede escuchar por la señal de Radio Sonora (94.7 FM) de lunes a viernes, en horario de 13:00 a 15:00 horas, en la Segunda Emisión de Noticias.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here